Pinzas para el Jamón Ibérico

Para cortar un jamón ibérico es necesario sujetar la loncha mientras se está cortando y colocarla posteriormente sobre el plato que se va a servir. Esto se puede hacer con tus manos, siempre que las tengas bien limpiar y te las hayas lavado antes. Normalmente esta es la manera normal de proceder, sin necesidad de usar ninguna herramienta para agarrar las lonchas. Sin embargo, cuando hablamos a nivel profesional, esto cambia. Lo común es que se usen pinzas en competiciones o eventos, lo cual da una buena imagen de higiene y de profesionalidad.

Si quieres aparentar ser un experto y no quieres ensuciarte las manos al cortar el jamón ibérico, échale un vistazo a esta selección de pinzas.

 

PINCHA SOBRE LAS PINZAS QUE MÁS TE INTERESEN


 

PINZAS 606100 – ARCOS

pinzas 606100 arcos 300x122 - Pinzas para el Jamón Ibérico

 


 

PINZAS JAMÓN – 3 CLAVELES

pinzas jamon 3 claveles 300x81 - Pinzas para el Jamón Ibérico

 


 

PINZAS 605000 – ARCOS

pinzas 605000 arcos 300x133 - Pinzas para el Jamón Ibérico

 


 

PINZAS 605100 – ARCOS

pinzas 605100 arcos 300x171 - Pinzas para el Jamón Ibérico


 

 

Guantes de Plástico

Otra opción es el uso de guantes de plástico en vez de las pinzas. De hecho, usar guantes puede ser muy útil tanto para cortar jamón como para limpiarlo previamente. De esta forma es más fácil manejar la pata y puedes mantener las manos limpias. Eso sí, si usas guantes para eliminar la piel y la grasa, tíralos y ponte unos nuevos cuando termines y empieces a lonchear. Esto es muy importante si no quieres que las lonchas tengan un sabor rancio. Esto se debe a que la grasa exterior se ha oxidado y presenta ese sabor tras pasar 2 o 3 años de curación en la fábrica.

Te estarás preguntando cómo diferenciar la parte de la grasa que sabe bien de la que sabe a rancio. Es muy fácil. La grasa con sabor rancio es de color amarillento debido a la oxidación. Sin embargo, la grasa blanca es comestible y tiene un sabor espectacular, especialmente si es un Jamón Ibérico de Bellota. No elimines la grasa blanca de las lonchas, pues es ahí donde se concentra todo el sabor.